Galletas doble chocolate para chocolateros empedernidos

Galletas doble chocolate para chocolateros empedernidos

Unas galletas pensadas para aquellos que son amantes del sabor intenso del cacao. Un capricho a media tarde que nadie podrá resistir.

Hoy nos hemos despertado con lluvia y no sabemos qué se activa en nuestra cabeza que automáticamente pensamos en hornear. Un bizcocho o galletas, algo que podamos hacer en familia y que sirva a la vez para entretener durante el proceso y después para la merienda.

Las galletas son siempre una gran opción. En minutos tienes la masa hecha y después siempre es una actividad entretenida dar forma a las galletas  con los más pequeños. Se hornean rápidamente y en muy poco tiempo las tenemos listas para acabar de decorar. 

Esta vez las queríamos extra de chocolate porque las preparamos para la gran homenajeada del día. La chocolatera número uno, Mammafraula. Madre no hay más que una y a la nuestra no le podemos negar nada de nada. Así que estamos prepararando una comida especial, con su postre preferido y tendremos estas galletas listas para el café.

Como siempre estamos deseando que os animéis a prepararlas y que nos contéis cómo os ha ido.

¡Venga!, ¡Vamos allá!

para unas 24 galletas // tiempo de preparación: 10 min.
// Tiempo de cocción: 12-15min

  • 100g harina de trigo o de avena
  • 30g cacao puro en polvo
  • 50g azúcar de coco ( o el endulzante que prefieras)
  • 1/2 cucharada de levadura
  • Una pizca de sal
  • 40g mantequilla
  • 25g de leche
  • Esencia de vainilla
  • Chocolate negro de cobertura
  • Aceite de coco (opcional)
  1. Mezclamos todos los ingredientes secos en un bol o en un robot de cocina si lo preferimos.
  2. Fundimos la mantequilla y añadimos la esencia de vainilla.
  3. Incorporamos los la mantequilla y la leche al resto de los ingredientes y mezclamos bien en el bol o en el robot de cocina hasta conseguir una masa que podamos compactar con las manos.
  4. Extendemos la masa con un rodillo entre dos papeles vegetales. Dejaremos un grosor más bien fino.
  5. Damos forma a nuestras galletas con un cortapastas.
  6. Colocamos las galletas sobre un papel vegetal en una bandeja de horno y horneamos a 180ºC arriba y abajo unos 12-15 min. Dependerá del grosor de la galleta y de nuestro horno.
  7. Dejamos enfriar en una rejilla.
  8. Bañamos con chocolate negro fundido. Aquí podemos añadir un poco de aceite de coco para dar brillo, algo de sabor y textura al chocolate, pero es opcional.

TIPS: También podemos añadir frutos secos o granola casera sobre el chocolate, le da un toque crujiente fantástico.